NOMOFOBIA

¿Qué es la nomofobia? La nomofobia se deriva del término en inglés (No Mobile Phone Fofia), que se utiliza para describir a una persona que está preocupada por no tener su teléfono móvil y los servicios que este ofrece (especialmente llamadas o Internet).

Existen una serie de síntomas de la Nomofobia. Cabe mencionar que algunos estudios han confirmado que la ansiedad provocada por la falta de teléfonos móviles afecta aproximadamente al 50% de la población.

Aunque dentro de estos síntomas, la gravedad de cada persona es diferente.

Este también es un problema creciente porque afecta especialmente a los jóvenes que se han acostumbrado a utilizar esta tecnología desde una edad temprana y son más susceptibles a la intervención constante en espacios como las redes sociales ya que posiblemente requieren más Reconocimiento social.

Cabe mencionar que hay que considerar que no hay edad específica para la Nomofobia, pues tal cual como otras fobias, las fobias se manifiestan a través de síntomas comunes como el miedo, la tensión y el dolor. Y hay otros síntomas más importantes, como taquicardia, dolor de cabeza, dolor de estómago o trastorno obsesivo-compulsivo.

Las personas que son susceptibles al miedo son fáciles de reconocer porque constantemente mira el teléfono para ver si recibe mensajes. La persona con Nomofobia pasa con insomnio porque está siempre en las redes sociales o no quiere ir a ningún lugar donde no haya cobertura de red celular o inalámbrica (wifi). Cuando una persona con Nomofobia se le termina la batería de su dispositivo, inmediatamente está buscando una toma para cargar su teléfono.

La causa de las fobias suele ser obvia. La dependencia al teléfono móvil es a menudo algo muy normal que hemos visto hoy en día en todo el mundo con varias personas. Las personas pueden constantemente revisar sus teléfonos celulares por si tienen alguna notificación, mismo que se ha convertido en un acto compulsivo. Por ejemplo, si alguien a menudo revisa el teléfono a menudo, bloquea y desbloquea para ver si ha llegado algo, y en algunos casos saca el teléfono para consultar la hora y finalmente termina mirando las redes sociales, pero al final nunca vio la hora.

No podemos confiar únicamente en las fobias como producto de esta adicción. Además de la adicción al teléfono móvil, esto también puede encubrir otros problemas psicológicos, como baja autoestima, necesidad persistente de aprobación y dificultades para comunicarse con otras personas que no estén en línea (situaciones reales))

¿Cómo afecta la fobia a la vida diaria?

Miremos a nuestro alrededor y veamos cómo la adicción a los teléfonos móviles y la nomofobia están provocando la esclavitud entre los más afectados. En primer lugar, la nomofobia obliga a los pacientes a estar constantemente atentos a su teléfono móvil, por lo que renuncian a otros aspectos de la vida, lo que afectará al trabajo, las relaciones familiares, las relaciones interpersonales y en general cualquier otro aspecto de la vida.

No solo eso, la ansiedad que genera la idea de irse sin teléfono móvil de casa y la ansiedad que requiere una consulta constante producirán un neuroticismo generalizado, que puede aumentar de forma pronunciada en algunos casos, hasta afectar la vida de las personas nomofóbicas. Por ejemplo, con la nomofobia, puede evitar viajar o ir a áreas que pueden tener cobertura de red, porque significará que estaría desconectado, o puede evitar ir a lugares cercanos donde no hay un dispositivo conectado a la energía eléctrica para no preocuparse por quedarse sin batería…

Todo ello, teniendo en cuenta las necesidades de nuestro día a día, puede generar restricciones que te afecten gravemente.

El insomnio tiene otro efecto destructivo. Algunos pacientes nomofóbicos cambian su sueño, es decir, se quedan despiertos hasta tarde en el celular o en el chat, e incluso se despiertan innumerables veces por la noche para comprobar si siguen conectados y consultar para actualizar sus redes sociales.

Pero… ¿Cómo combatir la nomofobia?

Debido a su importancia, las fobias deben tratarse como son, es decir un problema. Por tanto, la mejor forma es acudir a profesionales que puedan ayudar a las personas afectadas a solucionar el problema, sin embargo y sin sustituir el juicio profesional, te contaré algunas ideas que pueden ayudar a combatir la homofobia:

Encontrar momentos de desconexión total debe ser un hábito: acostumbrado a la idea de acostumbrar al cerebro a momentos de desconexión, momentos que no solo son buenos, sino necesarios. Es necesario respetar plenamente momentos como la hora de comer y dormir, y renunciar por completo a los teléfonos móviles.

La distinción entre la vida real y la vida virtual es una de las principales razones de las fobias: hacer que el estado de la experiencia en línea sea igual o superior a nuestra experiencia en la vida real. Por eso es importante que la vida virtual sea parte de nuestra vida real y no sea nuestra vida completa.

Debemos entender que nuestra vida virtual NO es más que una parte más importante de la vida real. ¿Estás obsesionado con leer notificaciones sobre restricciones en el uso de la información que recibes? ¿Compruebas todo el día si tus contactos han leído tu mensaje? Las aplicaciones de mensajería generalmente le brindan opciones para eliminar estas opciones que producen ansiedad, ¡úselas! No es necesario que sepas qué hacen o qué no hacen los demás en todo el día.

Utiliza solo las aplicaciones que realmente necesitas: instalar un sinfín de aplicaciones en tu teléfono (especialmente las redes sociales) puede ser una completa trampa. Con el aumento de las opciones de comunicación, las fobias aumentan a tu necesidad de aprobación, por lo que la tentación se puede evitar al no instalar demasiadas aplicaciones.

Para concluir, la tecnología está cambiando cada día que pasa y se han diseñado dispositivos que atraen demasiado a las personas. La tecnología existe en nuestras vidas y nos está ayudando y no convirtiéndonos en esclavos. Por lo tanto, el uso moderado es siempre una buena elección; si tú o un conocido no pueden limitar el uso de los dispositivos móviles, no dudes en pedir ayuda!

Aquí abajo te dejo un video para que puedas conocer mejor acerca de la NOMOFOBIA

dependencia al celular